El lactante

¿Sabes lo importante que es la lactancia materna?

La lactancia materna es la forma ideal de aportar a los niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables. Prácticamente todas las mujeres pueden amamantar, siempre que dispongan de buena información y del apoyo de su familia y del sistema de atención de salud.

La Organización Mundial de la Salud recomienda la lactancia materna exclusiva durante seis meses, la introducción de alimentos apropiados para la edad y seguros a partir de entonces, y el mantenimiento de la lactancia materna hasta los 2 años o más.

Destacamos la importancia de la lactancia materna para la prevención de las anomalías en dientes y estructuras maxilofaciales, además de los beneficios de la misma tanto para la salud bucal del niño como para su salud general.

A los lactantes les favorece en el crecimiento y desarrollo del aparato masticatorio, evita la adquisición de hábitos deformantes bucales, mejora la oclusión dental en etapas del desarrollo infantil y puede contribuir a la prevención de las caries.

Por tanto, la lactancia materna no sólo tiene enormes beneficios nutritivos, inmunológicos y emocionales para el bebé. Además, tiene numerosas ventajas a nivel bucodental:
– facilita la respiración nasal del bebé.
– ayuda a un correcto posicionamiento de la lengua.
– favorece el buen desarrollo de la musculatura oral.
– previene patrones de deglución anormales.
– promueve una correcta forma del paladar.
– aumenta el flujo salival.
– favorece el correcto posicionamiento de las arcadas dentarias y con ello, una buena oclusión dentaria.
En Kids Dental Planet, siempre a favor de la lactancia materna: apoyando y orientando siempre a las mamás lactantes.
Numerosos artículos demuestran que la lactancia materna NO produce caries pero es conveniente introducir hábitos de higiene muy controlados. Sin embargo, la lactancia materna prolongada y su relación con la caries es un tema de controversia. Como odontopediatra, creo que junto con los pediatras, somos pilar fundamental para educar en salud a las mamás; orientando y motivando siempre y por supuesto, apoyando los beneficios de la lactancia materna.
Si existe lactancia materna a demanda, sea una o varias tomas, durante el dia o la noche a partir de que salgan los dientes superiores (8-10 meses) es muy importante limpiar muy bien los dientes y la zona de rodetes gingivales donde aún no han salido los dientes, ya que se acumula restos de leche y de manera muy rápida se pueden producir manchas blancas, es decir, lesiones incipientes de caries. Estas caries avanzan de forma rapidísima, del blanco al marrón en cuestión de meses. Además al realizar la higiene oral de una forma tan temprana, acostumbramos al niño a una rutina de limpieza la cual nos ayudará más adelante cuando tengamos que iniciar el cepillado dental.
Por tanto, en aquellos lactantes que tienen lactancia materna prolongada, sería recomendable incrementar las visitas para controlar la aparición de manchas blancas en los dientes superiores, así como dar las pautas adecuadas de higiene en estos casos.